¿Por qué tu equipo debería desarrollar estas habilidades blandas?

Cuando lideras un equipo de trabajo es importante conocer las habilidades que necesitan tus colaboradores para desempeñarse de forma satisfactoria. Sobre todo en el área de innovación, es indispensable mantenernos al día con las nuevas tendencias del mercado. Y no nos referimos únicamente a los conocimientos técnicos, sino también a las habilidades blandas. 

Actualmente, cuando pensamos en contratar un nuevo miembro del equipo esperamos que cumpla con una serie de requisitos técnicos según el puesto, sin embargo, más allá de eso también esperamos que posea una serie de cualidades sociales que lo diferencien de los demás. 

Cuando trabajamos en el área de innovación y desarrollo, ser capaces de relacionarnos con otras personas, comunicarnos de manera asertiva y desarrollar empatía son cualidades fundamentales que nos permitirán conquistar el mercado. A este conjunto de características se les conoce como habilidades blandas.

Habilidades duras vs habilidades blandas

  • Habilidades duras: 

Las habilidades duras también son conocidas como habilidades técnicas y son aquellas que se enfocan en los conocimientos académicos adquiridos a través de procesos formativos (educación superior, cursos, especializaciones, entre otros. En pocas palabras, son las habilidades que adquieres para desempeñar determinadas funciones como aprender un nuevo idioma, una profesión, etc). 

  • Habilidades blandas: 

Por otro lado, las habilidades blandas se enfocan en desarrollar cualidades interpersonales afines con la inteligencia emocional. Las habilidades sociales, de comunicación, trabajo en equipo, liderazgo, persuasión y adaptación al cambio son algunas de ellas. Este tipo de habilidades resultan indispensables al momento de trabajar con clientes externos o incluso con otros miembros de la empresa. 

post-habilidades-1

8 habilidades blandas más importantes

  • Gestión de conflictos:

Sabemos que los espacios de trabajo en las empresas son cada vez más complejos. Esto se debe a que usualmente trabajan con profesionales de diferentes generaciones, variedad de tecnologías, culturas y un mercado que cambia constantemente. Con tantos elementos en juego, es bastante común que se produzcan conflictos de cualquier tipo.

Contar con profesionales capaces de abordar estos conflictos de manera exitosa es un valor agregado que definitivamente querrás tener en tu equipo. De esta forma podrás evitar que los conflictos escalen o que sencillamente aparezcan. 

  • Gestión del tiempo:

¿Sientes que tienes demasiadas cosas que hacer y poco tiempo? Quizás necesites trabajar en la gestión de tu tiempo. Un profesional que sabe cómo jerarquizar sus responsabilidades para cumplir con todas en el tiempo establecido es un profesional que quieres tener en tu equipo. Cuando trabajas con innovación puede parecer complicado, pero no es imposible ser productivo mientras estimulas tu área creativa. 

post-habilidades-2

  • Manejo del estrés:

La carga laboral que enfrentan nuestros colaboradores también es importante. Si bien es cierto que existen posiciones que requieren más responsabilidades que otras, debemos cuidar la salud mental de nuestro equipo. Dicho esto, el correcto manejo del estrés es otra habilidad que no muchas personas poseen. Esto ayudará a afrontar mejor las responsabilidades en el trabajo y continuar siendo productivos a pesar de las adversidades.

  • Habilidades de comunicación:

Quizás asumas que todos los profesionales cuentan con habilidades de comunicación, ¡grave error! Contar con un equipo capaz de expresar sus ideas de manera coherente y asertiva es clave para alcanzar el éxito. Especialmente en el área creativa, tus colaboradores deben saber expresarse de manera clara entre ellos y con tus clientes. 

  • Servicio al cliente:

¿Por qué tus colaboradores necesitan esta habilidad? Puede que no trabajen de cara al cliente, pero seguramente sí tratan con proveedores, agentes externos o con clientes de algún tipo. El servicio al cliente va mucho más allá de ser amable, tienes que saber escuchar, atender sus necesidades y saber cómo transmitir los valores de tu empresa.

post-habilidades-3

  • Inteligencia emocional:

Esta habilidad quizás sea una de las más difíciles de desarrollar. Una persona con inteligencia emocional desarrolla habilidades como la empatía, la motivación de uno mismo, el autocontrol, el entusiasmo y el manejo de emociones. Se refiere a la capacidad que tenemos de controlar nuestras emociones y cómo reaccionamos a determinadas circunstancias.

  • Cultura de la empresa

La cultura de la empresa es el conjunto de formas de pensar, actuar o sentir que comparten los miembros de la organización. Estas son las normas, valores y hábitos que identificarán a tu empresa frente a tus clientes. Si bien es cierto que esta cultura es responsabilidad de la empresa inculcarla en sus colaboradores, es importante encontrar a los profesionales que se sientan identificados y compartan los mismos objetivos. 

post-habilidades-4

  • Gestión del cambio 

El mundo cambia todos los días y, por ende, el mercado y las dinámicas laborales también. Cuando hablamos de gestión del cambio nos referimos a aquellos profesionales capaces de adaptarse a lo nuevo sin pensarlo dos veces. Si queremos mantenernos siempre de primeros en nuestro rubro es necesario recibir los cambios siempre que sea necesario, sin miedo a equivocarnos. 

Si deseas que tu empresa sea exitosa, una de las mejores decisiones que puedes tomar es invertir en el desarrollo de habilidades blandas en tus colaboradores. De esta forma podrán crecer como equipo y alcanzar los objetivos que se propongan sin importar qué tan competitivo sea el mercado.

¿Deseas más información sobre los cursos a los que puedes acceder para ti y para tu empresa en Medu? Haz click aquí y descubre todas las opciones disponibles. ¡Aprende, practica y sigue por más!

Nueva llamada a la acción

Dejar comentario